sábado, 22 de agosto de 2009

Poesía en Prado del Rey







Ayer se celebró la tercera jornada de Poesía de una noche de Verano 2009, en la Taberna Irlandesa de Prado del Rey.


Merchi, las niñas, mi hermana Pepi y yo, pusimos la proa dirección Prado del Rey.

Nos tocaba actuar a los compañeros Francisco Moreno y Diego Alpresa Besulp de Villamartín, Tomás Mielke de Berlín- Estepona y yo en el apartado poético. Luego actuarían los compañeros del grupo musical “Esparto”, al que también pertenece el compañero Miguel Ángel Rincón, que aparte de organizar este tipo de eventos, publica sus libros, promociona artistas jóvenes y toca en ya no sé cuantos grupos musicales.



Como siempre, la Taberna puso el encanto necesario para que nos sintiéramos cómodos y predispuestos para pasarlo en grande, como así fue.

Presentó el acto el amigo Tomás. Desde aquí hago un llamamiento a todos esas cadenas televisivas de habla hispana que están necesitadas de emociones fuertes en forma de presentador. Este alemán-andaluz, reúne todas las condiciones para romper los índices de audiencia. Seguro.



Ahí fuimos dejando nuestros escritos ante un público que poco a poco fue llenando la Taberna, dotándola de cercanía y calor humano.

Entre el público pude ver a escritores amigos como Cristóbal Barrero y Francisco Pozo. Sé que estuvo, aunque no la vi, otra amiga escritora, Alexa. Los focos, ya saben ustedes.



Qué decirles. Una noche fantástica para mí, pues, además de compartir con los amigos de Prado del Rey, tuve la fortuna de que mi hija Irene me acompañase a la guitarra en la lectura de mis versos. Así que ya se pueden imaginar como disfruté al recitar mis escritos y sobretodo, el poema “Déjame” junto a ella en el escenario, sabiendo que mi otra hija, Lucía, estaba entre el público.


Grande Prado del Rey y su gente.

4 comentarios:

Tomás Mielke dijo...

Gracias por la publicidad, un trabajo extra no me vendría mal

fue una noche estupenda

un abrazo pa todos
Tomás

Anónimo dijo...

Una jornada antológica :)

Manuel García dijo...

Superior, sí señor. Además con acompañamiento.
Muy guapas tus hijas, se parecen a la madre. Jejeje.

Conchi dijo...

Ten cuidado y no dejes solas a tus niñas cerca de los poetas esos que tienen mucho peligro jajaja y ya de los musicos ni te hablo jaja

saludos